ARREMETIDA DE LA UNION EUROPEA CONTRA EL SECTOR PESQUERO, REQUIERE DE UNIDAD A PESAR DE LAS DIFERENCIAS

07 de Julio, 2001

crisis-del-salmon
“El diputado Alejandro Navarro (PS), dio a conocer dos proyectos de acuerdo aprobados la semana pasada por la Cámara de Diputados que establecen comisión investigadora para enfrentar acusaciones de la U.E. sobre la harina de pescado y salmones chilenos”

Hace dos semanas creamos la Comisión de Pesca, Acuicultura e Intereses Marítimos de la Cámara de Diputados, tiene 30 días para informar, investigar y proponer medidas y además para la defensa de esta industria nacional.

El impacto sobre el empleo de la decaída industria pesquera del jurel que se había refugiado en el salmón para exportación, podría llegar a provocar nuevos despidos si no se logra poner en otros mercados, las 80 mil toneladas anuales que generan U$35 millones de dólares.

No resultan comprensibles los argumentos de la Unión Europea y todo señala que el proteccionismo para la industria pesquera Europea esta impregnado de intereses comerciales.

Frente a las restricciones sanitarias planteadas la industria de harina de pescado chilena, esta certificada y no tiene relación alguna con los procesos de producción carnea que han sido identificados, como los generadores de la encefelopatía espongiforme bovina o mal de las vacas locas.

La industria pesquera chilena han disminuido las capturas del jurel y sardina, recursos principales para la producción de harina, y estas restricciones de carácter permanente ponen más dudas sobre la reactivación económica y del empleo. El Gobierno y el sector pesquero más el parlamento chileno deben reaccionar coordinada y urgentemente.

Esperamos incluir propuestas que sumen a los diputados de gobierno y de oposición y si es necesario viajaremos al parlamento europeo para conocer más de cerca los motivos de esta decisión y la posición de los parlamentarios europeos.

El Gobierno debe agotar los esfuerzos diplomáticos para evitar que quienes son los adalides del libre comercio devengan en proteccionismos económicos con fachada de salubridad.

El diputado Navarro, indicó que además de la investigación de la comisión de pesca, han programado una sesión especial de la Cámara de Diputados para informar a la totalidad de los diputados y senadores las repercusiones y gravedad de las medidas de la Unión Europea.

Además y directamente relacionado con lo anterior, manifestó Navarro- es necesario evaluar política y económicamente los efectos de la adquisición creciente de la industria salmonera nacional por empresas noruegas, ya que del lema “si no puedes con el únetele” hemos pasado “si no puedes con el adquiérelo”.

Esta “iniciativa vikinga” señaló Navarro, con la llegada masiva de capitales noruegos que llevaran a la globalización de la industria salmonera y la relegación de los capitales nacionales, en esta importante área debe ser meditada, sino se quiere ir directamente a la concentración monopólica.

“Otro resultado de esta arremetida será la presión empresarial sobre los organismo ambientales para la aprobación de los EIA y sobre la Subsecretaría de Marina y de Pesca, para dar curso a las más de 1.600 solicitudes de concesión y acuicultura, que están pendientes en la X y XI región principalmente, aunque también las hay en la VIII y IX regiones

“La suerte de la industria del salmón, va de la mano con la harina de pescado. Colocar la harina de pescado, que no puede ingresar a Europa en la industria salmonera es una posibilidad cierta, dado que el crecimiento de los salmones tiene como base la alimentación con harina de pescado, cabe recordar que ya escaseaba el aceite de pescado y se estaba importando desde Perú. La industria salmonera puede verse favorecida por esta negativa de la U.E. dado que tendrá disponibilidad y enfrentará la discriminación de captura que ya paso de 4.000.000 toneladas a 1.000.000 de captura de jurel”, expreso Navarro.

La pregunta clara es “si la agresiva ofensiva noruega sabía que el hacer crecer la producción salmonera necesitaba de más alimento que ya casi no había”. La U.E. le ha hecho un gran “favor” a los noruegos que necesitan esa harina, acá en Chile para salmones chileno-noruegos, que luego irán a Europa. Es una hipótesis que vale la pena investigar.

Navarro fue enfático en ratificar que- “La investigación de la Cámara de Diputados debe esclarecer si hubo lobby noruego, para evitar el ingreso de harina a Europa, pues ya es claro quién es el beneficiado. La falta de captura de jurel y sardina y la disminución de la harina. Disponible en Chile, sería un freno para el crecimiento de la industria salmonera y esta claro que los noruegos, lo saben si su proyecto es de largo plazo.

Mientras tanto, señalo el diputado Alejandro Navarro, es claro que hay que poner “espalda con espalda” a la industria salmonera y de harina de pescado para enfrentar a la Unión Europea y a los noruegos.

Espero que las gestiones de la canciller Soledad Alvear, tengan resultados concretos y que la industria, los conozca a la brevedad, miles de trabajadores están dependiendo de esta gestión para mantener su fuente de empleo.

ALEJANDRO NAVARRO BRAIN
Diputado de la República

Fuente: Oficina Parlamentaria

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *