Bonificación por retiro voluntario a funcionarios de Sector Salud

Imagen: metadata.cl
El señor NAVARRO.- Gracias, Presidente. La verdad es que yo siento que el Gobierno se puso duro en esta materia, y ha sometido a lo que yo podría llamar una especie de “chantaje”: tómenlo o déjenlo, dejando muy poco espacio para el diálogo.

Hay cuatro grandes inquietudes planteadas en este debate.

La primera, todas las agrupaciones recibidas por la Comisión han planteado la situación de los rezagados, que serían alrededor de mil 300 funcionarios, y solo se contemplan 200 cupos para la iniciativa. Además, está el caso de la FENPRUSS, que nos acompañan en las tribunas: sus asociados no califican para los referidos cupos, en razón de contar con rentas más altas que el promedio de los funcionarios.

El segundo tema, que se refiere a aumentar la bonificación adicional de 395 a 527 UF, manteniendo de esta forma el beneficio otorgado por leyes anteriores de incentivo al retiro.

El tercero, que se considera optar a un adicional. Lo ha planteado también la Senadora Rincón, de bonificación para las mujeres.

Y el cuarto, que no se exija postular dentro de determinado año, cuando se cumplan requisitos de edad, sino que sea posible hacerlo durante toda la vigencia de la ley, sin límites.

Si efectivamente pudiéramos resolver en el transcurso del debate en particular estos topes, uno podría decir: “Avanzamos”. Estamos votando en materia general. Yo confío en que el Gobierno, que tiene una extraordinaria posibilidad de dar una señal concreta de preocupación sobre un sistema perverso, que es en el fondo lo que estamos discutiendo, que es el sistema de AFP, podría tener una consideración.

Porque el tema, señor Presidente, es la respuesta a esta ley de parche, porque estamos parchando constantemente el tema de fondo, que es la imposibilidad de que haya pensiones justas. Aquí se ha planteado. Y la pregunta que se hace CENDA, en el estudio “Resultados para sus afiliados de las AFP y Compañías de Seguros Relacionadas con la Previsión”, del año 82 al 2008, que está disponible en la página web de CENDA, se pregunta: “¿Es posible terminar de inmediato con el sistema de AFP y restablecer en Chile el sistema público de reparto, tal como lo acaba de hacer el Gobierno Argentino? Estoy leyendo noticias casi al final del 2010. Y qué dice la factibilidad financiera de dicha medida: queda de manifiesto, al comprobar que las cotizaciones y aportes anuales efectuados al sistema por los afiliados y el FISCO resultan más que suficientes para financiar el pago anual de todas las pensiones tanto públicas como privadas, quedando un excedente sustancial a parte de la totalidad del fondo de pensiones acumulados, que puede ser ahorrado para el futuro.

Entonces, aquí claramente tenemos una tarea pendiente. Aquí hay un sistema que tiene que ser reformado urgentemente. El sistema de AFP tiene que ser reformulado. Y hay quienes hemos planteado frente a quienes amenazan incluso con recurrir al Tribunal Constitucional, que dicen que el Estado no puede imponer una sola forma de ahorro previsional. Le hemos dicho, entonces, AFP estatal.

En salud está FONASA, están las isapres; en materia previsional, “tómalo o déjalo”, solo las AFP.

No es posible para nadie tomar una decisión. Y para los campeones de la libertad, y de la libertad de mercado, una vez más dicen: “No, ahí están las AFP; no hay competencia” Tómalo o déjalo. No tienes dónde elegir.

Y, por cierto, este es un debate que viene. Porque el problema que hoy día tienen quienes nos acompañan en las tribunas, que son los esforzados funcionarios profesionales y técnicos, que han estado 30 a 40 años, y hoy día se resuelve por esta ley de parche, lo van a tener todos los que vienen detrás. Porque la situación que viven hoy día ellos la van a vivir todos sus compañeros que hoy día ingresan al sistema, porque el sistema no va a lograr resolver el tema de fondo de todos los funcionarios. Y, por lo tanto, aquí hay un tema de parche, que además no contempla ni satisface todas las peticiones, y por lo tanto, queda una deuda, para este Gobierno o para el próximo. O lo hace hoy día la Derecha, o lo hará la Oposición. Pero alguien tendrá que hacerlo, porque este sistema no resiste más. Es inmoral y claramente atentatorio. Las AFP siguen ganando dinero, aun cuando pierdan y no aumente la ganancia para los afiliados.

Y, por tanto, señor Presidente, yo espero que este Gobierno dé espacio para poder discutir en particular estos cuatro puntos de tope que se han mencionado. Y que por cierto no nos basemos en la pugna que pueda haber entre las asociaciones de salud, sino que intentemos resolver el problema de todos. Hoy día, yo entiendo, hay que apresurar el debate. Hay gente que está muriendo, hay gente que está perdiendo toda posibilidad de jubilar. Hagámoslo rápidamente. Pero la voluntad para este tema solo radica en el Ejecutivo. No tenemos iniciativa los parlamentarios: radica en el Ejecutivo. Y yo confía en Ministros que tienen gran capacidad, como el Ministro Pablo Longueira, que nos acompañan, que efectivamente pueda entender que este tema le va a provocar un grave daño al Gobierno y que en definitiva están los recursos para resolverlo, porque se está pidiendo muy poco, se están pidiendo migajas. Y el Gobierno tiene los recursos para resolver este problema para todos los funcionarios de salud.

Voto a favor, señor Presidente.

¡Patagonia sin represas!

¡Nueva Constitución, ahora!

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *