Cobros de alcantarillado: vecinos de Coronel también reclaman contra Essbio

Diputado Navarro acompañó a dirigentes de Uniones Comunales de JJVV:

alcantarillado

Los vecinos de Coronel, acompañados de los dirigentes de las Uniones Comunales de Penco, Talcahuano, Concepción, Coronel, y el diputado Alejandro, concurrieron hasta la Superintendencia de Servicios Sanitarios, para hacer entrega de una presentación donde manifiestan su reclamo en contra de la empresa Essbio, debido al cobro por uso de alcantarillado que la empresa hace en aquellas localidades, en que la mayor cantidad de agua de consumo humano viene de pozos o punteras, tal como hace la semana pasada lo hicieron los pobladores de Los Angeles.

El parlamentario señaló que “desde hace dos meses les está cobrando, especialmente los sectores de Lagunillas, Jorge Alessandri y Camilo Olavarría, por el presunto uso del alcantarillado que estarían realizando las vecinos de estos sectores al vaciar las aguas extraídas y utilizadas de los pozos particulares, mediante un calculo estimativo de los últimos cinco años del presunto uso del alcantarillado, suma de dinero que según la empresa se estarían ‘ahorrando’ los usuarios al utilizar las aguas de su pozo”.

Navarro dijo que “los usuarios, en la medida que el costo del servicio de agua potable se ha ido incrementando -no así su calidad- y su precaria situación económica se ha ido acentuando, optaron por instalar pozos para extraer agua, que usan para regadío, para consumo de animales doméstico y de cría, y lavado de ropa y loza, han conseguido una baja considerable del consumo, reduciendo ostensiblemente los montos de las boletas de consumo, situación que Essbio enfrentó adoptando medidas que en nuestra opinión contravienen las normas constitucionales y legales existentes en esta materia”.

“Lo más irregular -agregó- es el envío de personal a ‘investigar’ a determinados domicilios, ingresando sin autorización a los domicilios, para verificar si existían pozos particulares. Entonces, se procedía a hacer un cálculo arbitrario del supuesto uso del derecho a alcantarillado por el presunto vaciado del agua extraída de los pozos. Así, Essbio es juez y parte, ya que por un lado señala la razón del cobro y por otro establece unilateralmente la antigüedad de la perforación y puesta en marcha del pozo, lo que se traduce en que ahora cada usuario, según la empresa, ‘debe’ una cifra cercana a un millón 700 mil pesos”.

El diputado dijo que “este procedimiento es de todo punto de vista atentatorio contra el principio del “debido proceso”, establecido en el artículo 19 de la Constitución, en mérito a que se presume que la sola existencia de un pozo en la propiedad del usuario del servicio, sería la única y exclusiva causa de la baja del consumo, a lo que se agrega la presunción y fijación de antigüedad de los pozos por parte de la empresa. Asimismo, los afectados no han tenido la oportunidad de realizar descargos, frente a todas estas irregularidades que Essbio no ha podido comprobar técnica y objetivamente”.

Navarro indicó que “otro hecho negativo de este proceso ha sido, sin duda, la forma de presión que ha significado para los vecinos la amenaza de ser objeto de un cobro excesivo, que a todas luces los pobladores no están en absoluto en condiciones económicas de solventar. De hecho se les ha apremiado para que suscriban un ‘convenio’ donde reconozcan el uso realizado y estableciendo un costo por este hecho, ocultando intencionalmente información, situación que afectaría a un 45% de las personas que están bajo esta situación con la empresa”.

“Esta acción de la empresa se contradice -prosiguió- con la norma que impide a Essbio cobrar el consumo hecho 60 días antes de su facturación, tal como lo establece el artículo 75 del D.S.Nº121 del MOP, buscando por ello conseguir -por cualquier vía- el reconocimiento de quien se encontrara en el domicilio al momento de la visita, para proceder a su facturación y cobro, situación que es contrario al artículo 27 del D.S.Nº316 del MOP, que establece: “prohíbese cualquier acuerdo entre el usuario y la empresa o estipulación unilateralmente establecida por ésta, que tienda a modificar sus obligaciones, contraviniendo las leyes y reglamentos que regulan las prestaciones de los servicios de agua potable y alcantarillado, o los principios de igualdad en el trato que debe darse a los usuarios y de regularidad y continuidad del servicio público.”

Finalmente, el parlamentario socialista informó que “por ello, hemos solicitado a la SISS, que practique una investigación amplia con el objeto de determinar la infracción de las obligaciones legales de ESSBÍO, y en consecuencia ordenar que se adopten en forma urgente todas las medidas necesarias para restablecer los derechos de los usuarios, decretando en forma inmediata la suspensión de toda actuación de la empresa en Coronel y otras comunas respecto de este tema, determinando responsabilidades, aplicando las sanciones que correspondan y decretando la nulidad de todo lo actuado unilateralmente por la empresa y lo suscrito por los afectados hasta la fecha”.

Prensa Oficina Parlamentaria

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *