“Dilma: revolucionaria ayer y hoy, esté donde esté”

  • El senador estará esta media noche rumbo a Brasilia, para asistir mañana a la toma de posesión de la presidenta Rousseff.

Este primero de enero el pueblo Carioca, además de recibir un nuevo año, será parte de la toma de posesión de su reelecta presidenta. Junto a ellos, también acompañarán a la primera autoridad del Brasil delegaciones de 70 países, entre ellas, la mandataria chilena Michelle Bachelet. Es en este marco que el senador y presidente del partido MAS, Alejandro Navarro, viajará esta media noche a la ciudad de Brasilia, para participar de las actividades de asunción de la presidenta Dilma Rousseff.

A juicio del parlamentario del Biobío “la importancia de la continuidad de Dilma Rousseff en el poder pasa por seguir profundizando en el proceso integración latinoamericana y por supuesto el de transformaciones y democratización social, económica y cultural que ha protagonizado Brasil durante la última década”.

En este sentido Navarro manifestó que “los brasileros no sólo eligieron entre dos candidatos, sino que también entre dos modelos socioeconómicos distintos”.

Para Navarro “la continuidad de Dilma y el Partido de los Trabajadores significa seguir avanzado hacia el progresismo y el fortalecimiento de los logros sociales alcanzados durante su mandato; la reducción de la pobreza, la generación de empleos, la lucha contra la discriminación y la corrupción”.

“Así lo muestran los distintos programas sociales que ha implementado el PT, por ejemplo, en el área de la salud el programa ‘Mais Médicos’, el  que ha tenido un alto impacto en la salud de más de 200 millones de brasileros; el programa ‘Bolsa Familia’, que garantiza la alimentación básica para los núcleos más pobres del país, alcanzado una cobertura de más 50 millones de habitantes”, indicó.

El parlamentario comentó que “desde el 2003, año en que el PT asumió el poder en Brasil, más de 36 millones de brasileños salieron de la pobreza extrema y el desempleo se ha mantenido en una tasa del 5% siendo un mínimo histórico para Brasil con casi doscientos millones de habitantes”.

Las pasadas elecciones y el proceso americanista

El parlamentario argumentó que “el candidato opositor del PSDB, Aécio Neves, tubo escaso margen para crecer y alejarse del fantasma de Fernando Henrique Cardoso, que hizo quebrar la economía de Brasil en tres ocasiones”. Para Navarro “con Dilma, Brasil no volverá ser una nación arrodillada al Fondo Monetario Internacional”.

“Dilma contó con el apoyo de Lula, el apoyo de una base de sindicatos de  trabajadores,  del pueblo brasilero, además de su propia historia de guerrillera.  Es la presidenta para vencer la tendencia alcista de Neves”, agregó el legislador.

Para finalizar, Navarro celebró el proceso de integración de América Latina que “seguirá avanzando con los triunfos de Dilma en Brasil, Evo en Bolivia y Tabaré en Uruguay”.

PRENSA OFICINA PARLAMENTARIA

0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *