El Metro jamás ha pagado por su construcción, el Biotrén no tiene porqué

Senador Navarro, tras dichos de Gerente General de Ferrocarriles del Estado

biotren

“Inostroza vino a decir lo que ya sabíamos, que la Empresa de Ferrocarriles del Estado no tiene recursos. Sin embargo, hemos espetado al Gobierno para que el compromiso adquirido hace años por Ricardo Lagos y confirmado luego por la Presidenta Bachelet, se cumpla antes del 2009”, señaló el Senador Alejandro Navarro Brain, luego de venida a Concepción de Gerente General de EFE, Jorge Inostroza.

“Nosotros esperamos a que con inversiones adicionales – prosiguió-, no del presupuesto de Ferrocarriles sino con montos anexos, pueda contribuirse para el soterramiento de la línea férrea y la extensión que miles de habitantes esperan, hacia Lota y Coronel”.

Junto a lo anterior, el parlamentario hizo un paralelo con el tren santiaguino: “¿por qué al Metro no se le obliga a que devuelva los gastos de su construcción? En su línea 5 costó más de 5 mil millones de dólares, pero nadie le exige obviamente que se reintegre esa cantidad, esto ya que jamás hubiera podido ser rentable si se debiese pagar los intereses del crédito. Por esto el tren urbano de Santiago se autofinancia, es rentable y en general ha tenido una extraordinaria gestión. Yo creo que no podemos exigirle a EFE, porque nadie indicó que el Metro tenía que financiar el costo de las obras. Por lo tanto, el soterramiento y la extensión hasta la comuna lotina tienen que ser de cargo del Estado”.

“Quiero señalar –agregó-, que en la Quinta Región, en Viña del Mar, el soterramiento en 7 kilómetros del tren entre esta ciudad y Valparaíso, produjo una plusvalía en los terrenos adicionales, calculada en 170 millones de dólares. De toda esa generación de intereses, ni un solo peso llega a Ferrocarriles, dado que no tiene inversiones ni bienes inmuebles en la superficie. Sin duda entonces, los mismos trabajos en el eje Prat van a valorizar totalmente al sector y van a ganar también tanto el Estado como el sector privado”.

“Por esto –continuó-, yo demando una alianza estratégica entre el sector público y el sector privado, una donde el subsidio esté de parte del Estado, puesto no hay tren en el mundo que se autofinancie. Que la co-administración público-privada esté a disposición de los usuarios más que del empresariado y en ese sentido tenemos la posibilidad de recrear una ciudad moderna en Concepción, del mismo nivel que la brasileña Curitiva”.

“Esta es una oportunidad única. Podemos sacarnos los pillos del Transantiago. El Estado tiene la posibilidad de echar a bajo el estigma del fallido sistema de transporte capitalino, generando en Concepción un diseño integrado de tren y autobús, en base a una inversión pública que no necesariamente se recupere. El Metro jamás ha pagado por su construcción, sería absurdo y discriminatorio entonces pedirle a EFE que en el soterramiento, la extensión y mejoramiento del Biotrén deba pagar los costos. No los ha pagado el tren santiaguino y no voy a aceptar que aquí se instale una exigencia que en la región metropolitana no se le ha hecho al ferrocarril urbano”.

Prensa Oficina Parlamentaria

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *