“Golborne ya hubiese sacado a los mineros de Curanilahue”

imagen-post-mineros-cooperativa-uno

  • El Presidente de la Comisión de DDHH del Senado enfatizó que “el Gobierno parece no comprender, no entender, la gravedad de la situación en la Mina Santa Ana. Golborne ya hubiese llegado hace varios días”.

  • Pues el tema no es solo que se hayan encerrado, bloqueando los accesos al yacimiento. El Ejecutivo debe tener presente que de los 70 mineros ahí abajo, 10 de ellos están en huelga de hambre hace casi dos semanas”, recordó.

  • Afortunadamente, ninguna vida se perdió con el terremoto en Chiloé, pero el gobierno no puede esperar que ocurra una desgracia para reaccionar en Curanilahue”, enfatizó.

Expresando que “el Gobierno ha dicho que puede estar entre el 3 y el 15 de enero en la mina. Eso puede ser demasiado tarde para los mineros”, el senador Alejandro Navarro, ante la demora del Ejecutivo por apersonarse en la Mina Santa Ana de Curanilahue, donde 70 trabajadores cumplen hoy 22 días en huelga al interior del yacimiento, con 10 de ellos en huelga de hambre”.

Para Navarro, “este Gobierno solo reacciona frente a las crisis, cuando los hechos ya han ocurrido. Por cierto si hay un accidente en la mina, si a alguno de los trabajadores le ocurriese una desgracia, al día siguiente van a estar allí”.

De acuerdo al legislador del Partido País, “pese a que los 70 de Curanilahue ya pasaron la Navidad en la mina y ahora se disponen a pasar el año nuevo, desde el Ejecutivo lo único que se ha escuchado es que no les darán falsas esperanzas y que se apersonarán durante las primeras semanas de enero en el yacimiento”.

“Eso es una burla para los trabajadores”, prosiguió. “No puede ser que el Subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy, piense ir a la mina recién en dos semanas más; Golborne hubiese llegado hace tiempo. Es como si La Moneda no estuviese conectada con la realidad y no entendiese aun la gravedad de la situación de Santa Ana”.

“Ya que este miércoles, 10 de los 70 mineros que están en huelga a 600 metros de profundidad, cumplirán dos semanas sin consumir alimentos, sin comer, pues están tan desesperados, afligidos y desanimados por la apatía que sienten por parte de las autoridades, que han llevado su protesta al extremo, con los grandes riesgos para la salud que ello conlleva”, recalcó Navarro.

Para el senador por la Región del Biobío, “esta decisión extrema, junto al cierre de los accesos al yacimiento, se produjo producto de la torpeza política que ha tenido el gobierno regional, que por querer ocultar su inoperancia y por tratar de bajarle el perfil a esta crisis, informó a La Moneda que los mineros no estaban en huelga efectiva al interior de la mina, sino que subían y bajaban al pique y que incluso, iban a sus casas”.

Una pronta solución es posible

El presidente de la Comisión de DDHH del Senado agregó que “es necesario aclarar, cual ha sido el itinerario de las propuestas que se han barajado para resolver la crisis de la Mina Santa Ana”.

“Pues en primer lugar”, explicó, “los mineros antes de tomar la decisión de bajar al fondo del yacimiento, hicieron una asamblea donde se votó la incorporación del empresario, Isaac Alarcón. Dicha propuesta fue votada favorablemente”.

“Es decir”, añadió Navarro, “los mineros accedieron a que un privado tomara la administración de la mina”.

“Sin embargo, este empresario luego concurrió al síndico de quiebras y señaló que tenía dinero para pagar la parte de dicho administrador, pero no para echar a andar la mina, por lo cual la propuesta fracasó allí mismo”, manifestó el senador por la Región del Biobío.

Para el legislador del Partido País, “por ello es necesario aclarar que no es cierto de que los mineros rechazar esa opción, pues la aprobaron, pero era el empresario quien no tenía los recursos para dar inicio a la faena productiva de la mina”.

“Por tanto hoy”, continuó, “de las propuestas que pueden ser evaluadas: una que contempla recursos para un empresario privado, que no garantiza el éxito de la mina como ya hemos visto, y otra que contempla recursos para una cooperativa de mineros, lo que les permitiría explotar su propia mina, me quedo sin lugar a dudas con la segunda opción”.

“Ya que teniendo a los trabajadores organizados en una cooperativa, con su propia mina produciendo carbón, y el Estado elaborando un plan que incorpore el poder de compra y la reconversión de la cuenca en el tema de la calefacción, para incorporar el carbón en reemplazo del gas, es la solución que parece más lógica y efectiva”, adicionó.

Navarro recordó que, “el gas cuesta 3 veces más que el carbón. Por ejemplo, en el Hospital Regional de Concepción, las calderas de carbón fueron reemplazadas por gas; esto provocó que de los 40 millones mensuales que se gastaba en carbón, se pasaran a 130 millones al mes, que es el costo del gas”.

“Hay un espacio para poder invertir en tecnología alemana de captura de cenizas, de material particulado y de azufre”, aseguró el senador. “Y eso puede generar un poder de compra en la propia Provincia de Arauco”.

“En otras palabras”, expresó el legislador del Partido País, “tenemos en lo inmediato propuestas de mediano y largo plazo; si hay un empresario que tenga los recursos para echar a andar la mina, los mineros están dispuestos a conversar. Los privados tienen las puertas abiertas para dialogar”.

“Pero lo que yo no voy a aceptar, es que el Gobierno subsidie a un empresario privado, mientras se niegue a subsidiar a los trabajadores, a los mineros, para el tema productivo. Pues claramente ya los privados fracasaron en la mina, e intentar el mismo modelo puede llevar al mismo fracaso que hoy tiene a 10 mineros en huelga de hambre desde hace 2 semanas”, finalizó Alejandro Navarro.

PRENSA OFICINA PARLAMENTARIA

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *