La Dominación Cultural del Imperio

El pintor chileno que vivió toda su vida en Francia , Roberto Matta, ya a principios de los años 90  enriquecía nuestro lenguaje con un neologismo mordaz, Se refería a la penetración cultural norteamericana, la llegada de los MALL; de los CALL CENTER, de las palmeras en todas las costaneras de Chile, Nos Californicaron, dijo. Y se refería a la homologación cultural.

Luego los RED HOT CHILI PAPER en el 99 lanzaron su álbum CALIFIRNICATION, que tiene una canción con el mismo nombre y que en castellano dice algo como: Se entiende que Hollywood Vende californication, Paga a tu cirujano muy bien, Para romper el hechizo del envejecimiento.

La historia es conocida, nos asemejamos los ciudadanos del mundo unos a otros y perdimos nuestra individualidad.

Pero qué hacemos los legisladores para prevenir esta verdadera dominación cultural, en la era de la globalización comercial y la proliferación de tratados comerciales?

Chile, por ejemplo, en el tratado de libre comercio con los Estados Unidos de NORTEAMERICA, hizo una reserva cultural, relacionada con la ley del Consejo Nacional de Televisión, afianzando, dejando en el tratado la letra d) del Articulo 13, que expresamente señala que es atribución del CNTV, “d) fijar, de manera general, un porcentaje de hasta un 40% de producción chilena en los programas que transmitan los canales…”

40% de reserva de identidad me parece muy poco, pero lo menciono aquí porque es una de las medidas que el Estado debe tomar, para resguardar nuestra identidad, en especial ahora que grandes cadenas transnacionales han tomado control de los canales de TV, Disney y TURNER, transmiten en Chile y deben cumplir esta norma, cosa que hasta el momento SI CUMPLEN.

Pero no  es sólo Chile que toma estos resguardos de identidad, La Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, en su 33ª reunión, celebrada en París del 3 al 21 de octubre de 2005,

Afirmando que la diversidad cultural es una característica esencial de la humanidad,

Consciente de que la diversidad cultural constituye un patrimonio común de la humanidad que debe valorarse y preservarse en provecho de todos,

Consciente de que la diversidad cultural crea un mundo rico y variado que acrecienta la gama de posibilidades y nutre las capacidades y los valores humanos, y constituye, por lo tanto, uno de los principales motores del desarrollo sostenible de las comunidades, los pueblos y las naciones,

Recordando que la diversidad cultural, tal y como prospera en un marco de democracia, tolerancia, justicia social y respeto mutuo entre los pueblos y las culturas, es indispensable para la paz y la seguridad en el plano local, nacional e internacional

De eso se trata este proyecto, de tomar una medida sencilla, consagrar un día del año para recordar nuestra propia identidad cultural, en especial en este país, que es habitado por pueblos indígenas que han sido constantemente perseguidos, acorralados e invisibilizados.

Saludo esta iniciativa justa, espero que el nuevo Ministerio de las Culturas esté a la altura de las circunstancias, espero que el Gobierno de Piñera promulgue pronto esta ley y que este 20 de octubre nos sentemos mirándonos a la cara, para celebrar nuestra diversidad.

0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.