“Piñera quiere terminar la privatización que empezaron Frei y Lagos”

Parlamentario dijo tener la conciencia tranquila porque “fui uno de los cinco parlamentarios que el 2003 votamos contra la propuesta de Lagos que significó poner término al límite de propiedad estatal en las sanitarias”

Imagen: abremente.blogspot.com

Reiterando su postura contraria a la privatización total y definitiva de las empresas sanitarias, el senador y presidente del MAS, Alejandro Navarro dijo que “al parecer el gobierno del Presidente Piñera quiere ser el que termine el proceso de privatización que comenzó el gobierno de Frei y que profundizó el gobierno de Lagos”.

El parlamentario dijo que “hoy tal como ayer seremos los primeros en oponernos a esta privatización, especialmente a la de Essbio, porque sigue siendo la misma empresa rentable de siempre. Durante el gobierno nos opusimos a su privatización porque era una empresa que siempre tuvo utilidades, tal como hoy, con participación estatal las sigue teniendo. Así lo reflejan los más de 185 mil millones que la empresa ha tenido de ganancias entre el 2005 y el 2009”.

Navarro recordó que “en el gobierno de Lagos, se acentuó la privatización en el contexto de la aprobación de la Ley 19.888, que establecía el financiamiento necesario para asegurar los objetivos sociales prioritarios del gobierno (esto es el Programa Chile Solidario), incluyendo entre otras materias el impuesto al diesel y el aumento del IVA al 19%, se suprimieron el inciso segundo del Artículo 4 de la Ley 18.777 y el inciso segundo de la Ley 18.885 (ambos idénticos), referidos a la eliminación del piso de 35% que establecía para la participación del Estado en las empresas sanitarias.”

“Además -recordó- la Ley 19.888 fue votada y aprobada, en general y en particular, en la Sesión 9, del 18 de junio de 2003. En la votación separada, la modificación del Artículo 4º obtuvo 102 votos a favor y 5 en contra: de los diputados Longton (RN), Navarro (entonces PS), Paredes (PS), Rossi (PS) y Vilches (RN). En el Senado la modificación de este artículo se votó el 8 de julio, obteniendo 34 votos a favor y 13 en contra: Ávila (PRSD), Flores (PPD), Frei (Carmen) (DC), Frei (Eduardo) (DC), Lavandero (DC), Moreno (DC), Muñoz Barra (PPD), Páez (DC), Parra (PRSD), Pizarro (DC), Ruiz (José) (DC), Ruiz-Esquide (DC) y Silva Cimma (PSRD).”

El legislador del MAS manifestó que “nos preocupa que el gobierno se haya visto obligado a reconocer que trabajaba en silencio sobre este nuevo intento privatizador, que se busca simplificar, diciendo que el Estado tienen escasa participación en estas empresas, cosa que al menos en el caso de Essbío queda claro que no es así porque su participación es mayor al 40% y, en general, tener esos paquetes accionarios le ha significado al fisco, a través de CORFO ingresar recursos por más de 80 mil millones de pesos entre 2000 y 2009”.

“Además -agregó- no parece coherente que mientras todo el mundo asume que las eventuales guerras de este siglo serán por el agua, Chile, que todavía tienen importantes reservas quiere privatizarla y seguirla entregando por la vía de los derechos de agua a intereses económicos extranjeros, incluyendo la eventual construcción de las represas en Aysén. No se entiende que mientras el Presidente de Bolivia propuso formalmente a la ONU incorporar el acceso al agua como un derecho humano, en Chile se esté pensando en hacer caja, hipotecando ingresos importantes para el país”.

El senador de la región del Bío Bío, donde opera la sanitaria que tiene un 44,31% de participación estatal y fiscal, manifestó que esta empresa “ya antes de la privatización era una empresa que siempre tuvo utilidades, siendo la sanitaria más rentable de Chile, que fue siempre uno de nuestros principales argumentos para rechazar su venta a privados. Por cierto, ha seguido teniendo óptimos rendimientos financieros, y aunque nos alegramos que sea un fondo previsional de profesores de Canadá el que obtenga los mayores beneficios por su participación en la empresa queremos que la región, el país y el Estado también lo sigan haciendo”.

Finalmente el legislador del MAS, junto con recordar que ya hace años atrás una consulta ciudadana efectuada en la Región del Bío-Bío rechazó la privatización de Essbio, comentó que junto a las organizaciones regionales de defensa del consumidor, comenzarán una campaña de difusión de información bajo el slogan “EssbioNO!”, en donde darán a conocer los negativos alcances que tiene la exclusión del Estado en empresas tan importantes como las sanitarias”.

PRENSA OFICINA PARLAMENTARIA

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *