“Senado tiene votos para obligar a renunciar a Golborne y Allamand ahora mismo”

Imagen: Emol.com

El congresista anunció presentación de proyecto de ley sobre la materia. “Ya está la firma del senador Gómez y esperamos sumar a senadores Lagos, Quintana y Rossi a esta propuesta”.

Indicando desde una obligatoria convalecencia en su domicilio de Penco, que “las palabras del ministro Cristian Larroulet revelan la intención del gobierno de usufructuar de los poderes de La Moneda en favor de las campañas presidenciales”, el vicepresidente del Senado, Alejandro Navarro, acusó que “contrariamente a su discurso cuando era oposición, hoy el gobierno reconoce abiertamente que instrumentaliza los ministerios para fines electorales”.

De acuerdo al miembro de la mesa de la Cámara Alta, “en un sistema perverso, establecido por una Constitución que entrega poderes monárquicos al Presidente, donde los ministros pasan a ser una suerte de príncipes omnipotentes. Para que todo ciudadano tenga efectivo derecho a la igualdad para ser candidato, debemos limitar el derecho de los ministros a lanzarse a las candidaturas presidenciales. Esperar al último día, los hace llegar con una ventaja inapropiada para una democracia moderna”.

Para el presidente del MAS, “en esto la actual oposición no debe transar, y si llega a hacerlo sería mostrar una oposición de rodillas al no tener candidato definido. Ingresaremos un proyecto de ley que espero que estamos conversando con los colegas Lagos, Rossi y Gómez, a fin de establecer que los ministros deban renunciar a sus cargos un año antes si quieren presentar una candidatura presidencial. Es lo justo y lo que realmente garantiza la no intervención electoral desde el Ejecutivo”.

Navarro dijo que “los ministros Larroulet y Matthei quieren mantener a los ministros presidenciables en sus cargos hasta la inscripción de las candidaturas. Creo que debemos comenzar una ofensiva para lograr la renuncia inmediata de Golborne y Allamand, si quieren realmente ser candidatos presidenciales. Es intervencionismo electoral, es una situación que daña a la política, es antidemocrático, es hacer trampa, el uso y abuso de los cargos para esta carrera presidencial”.

Asimismo, comentó: “Ojalá Golborne y Allamand pudieran tener el mínimo de decencia como la tuvieron Alvear y Bachelet, que renunciaron a los ministerios de Relaciones Exteriores y Defensa, 14 meses antes de las elecciones presidenciales”.

“Lamento tener una vez más la razón –continuó el congresista-: el proyecto de primarias tiene nombre y apellido, es el proyecto de ley Allamand-Golborne, por cuanto el principal argumento que esgrime Larroulet para que la renuncia sea entre junio y julio, es decir, después de las primarias, las cuales serán primarias partidistas, no ciudadanas, que resuelven el problema principal de la derecha que es tener dos candidatos presidenciales, sin tener una fórmula política para priorizar por uno de ellos”, argumentó el senador.

El presidente del MAS agregó que “la oposición se equivocó en esa oportunidad, le hizo el juego al gobierno, hubo una increíble miopía política, pues el problema de la oposición no son las primarias, sino la incapacidad de la formación de una coalición política amplia con un programa de gobierno para los cambios que Chile necesita. En cambio, se celebró un acuerdo espurio, para poder establecer primarias, que han resuelto el principal problema del gobierno, pero que mantendrá a los ministros presidenciables instalados hasta el próximo año”.

De acuerdo a Navarro, “el problema de que los ministros presidenciables estén en campaña, con todos los recursos del gobierno y el aparato burocrático en su favor, no es un problema del gobierno: fue gracias a un error de cálculo político de la oposición, y que fue producto de la negociación de unos pocos. Esto constituye una auto derrota que la oposición se impuso cuando aprobó el proyecto de ley de primarias”.

“Se presentó el proyecto de primarias como una forma de tener más democracia, pero en verdad, sigo sosteniendo que significa menos democracia, resuelve el problema de los partidos mediante una consulta ciudadana, pues sólo hay facilidades a los partidos políticos para presentar candidatos y no se decide sobre ninguna candidatura ciudadana. El proyecto afianza el dominio absoluto de los partidos políticos, no acerca a los ciudadanos a la democracia, sino que los excluye. Creo que la oposición se equivocó y tal vez no tuve la suficiente fuerza para denunciarlo en su momento, aunque lo intenté”, argumentó Navarro.

El parlamentario espera “que los senadores que han levantado un discurso de izquierda, pero que han tenido una praxis extremadamente moderada, pongan su firma en favor de este proyecto de ley, lo impulsen para que sea debatido y aprobado”.

“El Senado tiene la mayoría para aprobar este proyecto de ley, estableciendo el deber de los ministros de renunciar un año antes de la elección presidencial si quieren postular a tal cargo. Si no lo hace, es porque no existiría oposición, y pues hay quienes están entregados a la derecha. La Concertación vive la peor de sus crisis, no tiene candidato, no tiene programa, no hay coalición amplia, y por ende la batuta la tiene el gobierno”, finalizó Navarro.

PRENSA OFICINA PARLAMENTARIA

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *