Proyecto de ley que regula la celebración de acuerdos, entre el solicitante de un proyecto sujeto a evaluación o sea objeto de estudio de impacto ambiental e interesados

Fundamentos

1. Muchas veces los responsables de proyectos sujetos a el sistema de evaluación de impacto ambiental o que son objeto de un estudio de impacto ambiental, celebran con la comunidad afectada directamente con tales proyectos, suscriben convenios, asumen compromisos o arriban a acuerdos, de la más diversa naturaleza; educativos, culturales, laborales, etc. Sin embargo, es corriente que estos acuerdos, no sean extensivos a la totalidad de la comunidad afectada sino que sólo benefician o se extienden a una parteo sector de la misma.

Imagen: Bligoo.com

2. Las consecuencias sociales y de convivencia de estos acuerdos, convenios o compromisos, cuando su ámbito es parcializado, crea conflictos intestinos en la comunidad afectada por el proyecto, desarticulando los intereses que antes eran compartidos por todos, de este modo, el mecanismo de acuerdos, se transforman en una estrategia o instrumento para desestabilizar los intereses colectivos de dicha comunidad.

3. Ejemplos, los hay varios, sin embargo, un caso de gran impacto público fue, sin duda alguna, el proyecto que ejecutó Celco Chile, en el río Cruces, Valdivia, Región de los Ríos. En dicha oportunidad, la empresa a cargo instalar la planta de celulosa, luego de la intervención de diversas autoridades políticas, judiciales, y administrativas, buscó un lugar alternativo al Río Cruces para derramar sus RILES. Ubicaron entonces un sector cercano a la caleta Mehuín-Mississippi, lugar tradicional de extracción de pesca a baja escala por parte de mapuches-lafkenche de la zona y pescadores artesanales. Sin embargo, mapuches y pescadores, unidos en un mismo interés colectivo, se opusieron a cualquier intento de la empresa de verter sus residuos tóxicos en el lugar ya mencionado. Como una nueva estrategia de la empresa, celebró acuerdos y sumió compromisos con una parte de sectores afectados por el proyecto. Concretamente, Celco celebró convenios con los pescadores de Mehuín, los que posteriormente entraron en conflicto con, los otrora, sus aliados, los miembros de la organización “Defensores del Mar”. De este modo, la empresa logró desestabilizar el movimiento social. Posteriormente, por medio de la prensa, el presidente del Sindicato de Pescadores Artesanales de Mehuín, reveló ante las pantallas de TVN, la cuantía de los acuerdos; 1.3 millones de peso iniciales a todo evento, para cada pescador, a la segunda incursión otro millón y medio más, y al aprobarse el Estudio de impacto ambiental, un millón adicional, más de 2 ingresos mínimos mensuales por 10 años transmisibles, y 300 mil pesos mensuales por 10 años para aquellas personas que se comprometan a no oponerse al proyecto.

4. Así las cosas, queda en evidencia que muchas veces las empresas están dispuestas a entregar a parte de un sector de una comunidad afectada por un proyecto ambiental, condiciones y beneficios superiores respecto de quienes se oponen al proyecto.

5. Asimismo, con fecha 5 de marzo de 2010, la Contraloría de Coyhaique, emitió la Resolución N°00439, recaída sobre un requerimiento de pronunciamiento respecto de la legalidad de convenios celebrados entre las Municipalidades de Cochrane, O´higgins y Aysén y las sociedades “Centrales Hidroeléctricas de Aysén, S.A.” y “Energía Austral Limitada”, respectivamente. Con ocasión de la señalada resolución, la Contraloría llevo a cabo una exhaustiva investigación, la que si bien terminó por rechazar la solicitud, no fue por que este tipo de acuerdos no puedan ser investigados, sino más bien porque los fundamentos de hecho no correspondieron a una situación anormal.
6. El objetivo central de este proyecto es regular y dotar de mayor transparencia a los acuerdos, convenios o compromisos, que una comunidad afectada por un proyecto sujeto al instrumento de estudios de impacto ambiental o evaluación ambiental, suscriba, concrete o contraiga con los responsables de dicho proyecto, no se vean afectados de manera negativa en sus intereses colectivos.

7. Con fecha 4 de mayo la Comisión de Medio ambiente del Senado, acordó archivar una moción de fecha 18 de Noviembre de 2009, que estaba destinada precisamente a sancionar la celebración de acuerdos discriminatorios entre una empresa y sectores de la comunidad afectada con motivo de un proceso de evaluación de impacto ambiental (Boletín 6771-12). El argumento dado es que el Artículo 13 bis de la Ley 20.417, que introduce modificaciones a la Ley 19.300 sobre Bases Generales del Medio Ambiente, regula ya dicha materia, afirmación que no es del todo certera.

8. El mencionado Artículo 13 bis señala que: “Los proponentes deberán informar a la autoridad ambiental si han establecido, antes o durante el proceso de evaluación, negociaciones con los interesados con el objeto de acordar medidas de compensación o mitigación ambiental. En el evento de existir tales acuerdos, éstos no serán vinculantes para la calificación ambiental del proyecto o actividad”. La norma constituye un avance, ya que por una parte, reconoce la existencia, en la práctica, de este tipo de acuerdos con el fin de adoptar medidas de compensación o mitigación ambiental, y por otra no le da fuerza vinculante para la autoridad evaluadora, por tanto carecen de fuerza obligatoria. Sin embargo, nada dice respecto de la extensión del acuerdo, convenio o compromiso, según corresponda, de modo que aun existiendo esta norma, no obsta para que estos acuerdos se pacten con un sector o parte de la comunidad interesada en el proyecto.

9. El proyecto tiene por finalidad, hacerse cargo de este vacío legal y evitar que dichos acuerdos desestabilicen los movimientos colectivos y en definitiva triunfe el interés de los proponentes del proyecto dentro de una comunidad, utilizando este tipo de convenios o acuerdos, los que, en último término, deben beneficiar a la COMUNIDAD toda.

PROYECTO DE LEY

Artículo único: Modifíquese la ley 20.417 que crea el Ministerio, el Servicio de Evaluación ambiental, y la Superintendencia del Medio Ambiente, agregándose al artículo 13 bis, el siguiente inciso segundo nuevo: “Los acuerdos señalados en el inciso anterior, son indivisibles e involucran a todos los interesados, en consecuencia; las propuestas de acuerdo, que realicen los proponentes, deberán extenderse y considerar a lo totalidad de los interesados, de modo que no podrá llegarse a acuerdos que sólo involucren a una parte, sector, fracción, o subgrupo en que se dividan o distingan los interesados.”

ALEJANDRO NAVARRO BRAIN
SENADOR

Descarga aquí

PL celebracion Acuerdos

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *