“Sin filtros, Bocamina seguirá destruyendo la biota marina”

imagen-post-filtros-bocamian

El Presidente del MAS señaló que “esta termoeléctrica no reabrirá a no ser que se cambien los filtros que han provocado daños a la biomasa. Aquí no se puede privilegiar la generación de energía por sobre la salud de los ciudadanos y la protección al medio ambiente”.

Luego de reunirse con el Ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier y junto a Marisol Ortega, Presidenta del Sindicato de Algueras de Caleta Lo Rojas y Oscar Morales, del Sindicato de los Pescadores Artesanales, Alejandro Navarro declaro que “le hemos planteado al ministro que el reinicio del funcionamiento de Bocamina II, con los mismos filtros que causaron el grave daño a la biomasa, a la captura de las algas y particularmente de muchas especies hidrobiológicas, no puede ser autorizado”.

“Esta termoeléctrica”, agregó el parlamentario, “había sido paralizada por el Poder Judicial así como también por la Superintendencia del Medio Ambiente, estando desde noviembre del 2013 cerrada, existiendo un fallo de por medio que indicaba esta termoeléctrica funcionaba de manera ilegal, por lo que nos parecía ilógico e incluso sospechoso que volviese a operar”.
Para el Vicepresidente del Senado, “además, parecía paradojal que el cierre de la planta se comenzase a gestar desde la denuncia por la captura de recursos hidrológicos debido a la falla grave en sus filtros y que fuese autorizada a funcionar con los mismos filtros, pese a que se le dio más de un año para reemplazarlos, es decir, el daño causado se iba a reiterar y no hay explicación alguna que hubiese justificado esta medida”.

“Agradecemos de esta forma la resolución del Ministro Badenier”, continuó, “la cual considera la instalación de los filtros adecuados y los elementos de mitigación de partículas contaminantes en el sector de acopio de residuos de Bocamina II previo a su reapertura. Además, Pablo Badenier comprometió apoyo de mediación en cuanto a la aprobación del Programa de Recuperación Ambiental de Coronel, Prac y en el eventual cumplimiento del acuerdo suscrito entre Bocamina II y la comunidad de pescadores Esto sin duda refleja el compromiso del ejecutivo en este tema y debemos destacarlo”.

Marisol Ortega por su parte, indicó que “con el largo que tiene el ducto estaremos vigilando lo que esta empresa pueda botar en el mar, ya que si lo hacen subterráneo no tendríamos idea de aquello. Y ya que Bocamina no se puede ir de acá, lo único que queda es trabajar en conjunto, entre el Gobierno, la empresa y nosotros tal como lo dice la Ley del Medioambiente. Por lo mismo le pedimos también al ministro que se terminen las erradicaciones y que se reubique el colegio de Lo Rojas, para que podamos hacer una recuperación tanto en lo ambiental como en la salud”.

El Presidente del MAS reafirmaría las palabras de la dirigente “debemos también hacer hincapié en que la ciudadanía, en este caso el pueblo de Coronel, se seguirá viendo afectado ya que se encuentran indefensos ante una débil legislación. Por esto hemos instado al Ministro Badenier, de manera que se revise la legislación medioambiental no sólo para esta situación sino que también para el futuro del país, de manera de configurar una política integral, tanto medioambiental como de salud. De esta forma no podrán entrar en funcionamiento nuevas industrias contaminantes y que agraven la dramática situación de los ciudadanos y el medio ambiente como hoy ocurre en la zona de Coronel”.

Finalmente, el Senador por la Región del BíoBío indicó que “vamos a evaluar todas las acciones administrativas y jurídicas para impedir que esta empresa vuelva a funcionar en las mismas condiciones que denunciamos. Aquí se deben respetar los acuerdos alcanzados con pescadores y algueras, ya que estos no se acataron; solo es posible el dialogo si se respetan dichos acuerdos”.

PRENSA OFICINA PARLAMENTARIA

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *