Sobrereacción de Foxley parece más una alergia hacia América Latina

Senador Navarro dijo que en RREE hay un sesgo que discrimina a la región:

venezuela

• Parlamentario dijo que “esto es así especialmente hacia Perú, Venezuela y Bolivia. Pareciera que pasa por un período de hipersensibilidad que se está haciendo crónica”.

Su convencimiento de que “la orientación de la política exterior chilena ha estado caracterizada durante ya demasiado tiempo por un sesgo ideológico, que exhibe manga ancha para las políticas económicas, los acuerdos de libre comercio y el acercamiento con países gobernados por la centro derecha, y una enorme desconfianza hacia las naciones que tienen un tinte progresista o que tienen politicas económicas distintas a la nuestra y a las dominantes” manifestó el senador Alejandro Navarro, quien dijo que “ya es tiempo de empezar a romper con estos sesgos discriminatorios especialmente hacia la región”.

El parlamentario indicó que a su juicio “Foxley ha sobrereaccionado en el caso de declaraciones del embajador Huepe. Espero que la Presidenta llame a la calma a una Cancillería que se asusta por algo que ni siquiera es tema en Venezuela. El clima generado en Santiago a partir de la reacción de la Cancillería por este hecho es un clima artificial.

“Este clima -prosiguió- es coincidentemente propicio para aquellos que levantan la tesis de que sólo debe haber embajadores de carrera y no embajadores políticos. Los errores de embajadores políticos se hacen públicos de inmediato, no así los de los embajadores de carrera, que sólo son anécdotas internas. No es descartable que quienes hayan visto la entrevista a Huepe, incluso en las propias filas DC, la hayan agitado para convertirla en conflicto”.

Navarro señaló que “los grandes cancilleres tienen vision de Estado, pero también del mundo y de la historia. Esto no es un tema personal, aprecio a Foxley, pero no puede tener esta visión pequeña hacia nuestros vecinos. Creo que el ministro está pésimamente acompañado. Además, también coincidentemente, con esto se vuelven a tensionar, unilateralmente las relaciones con el país caribeño. Esta sobrereacción sólo le hace el juego a quienes quieren afectar la visita de Bachelet a Venezuela el próximo mes. Por eso creo que sería una pésima señal retirar a nuestro embajador justo antes de la visita de la Presidenta”.
Respecto de la política exterior chilena hacia la región el legislador dijo que “con América Latina hay una hipersensibilidad que ya se está haciendo crónica. Y eso no sólo se ha reflejado en la abstención para el Consejo de Seguridad, en la salida del embajador Delgado por opinar sobre nuestra historia reciente y ahora en el caso de Huepe. También se refleja en la postergación injustificada y paranoica de Epopeya, en la incapacidad de avanzar en la resolución de temas que arrastramos hace más de 100 años con los países vecinos que, entre otras cosas, limitan nuestras opciones de abastecimiento energético”.

El parlamentario del PS insistió en que “lamentablemente en la orientacion de la Cancillertia no se ha roto el sesgo ideológico que tiene como lastre hace ya bastante tiempo. En eses sentido creo que no sólo Foxley, sino también otros altos funcionarios menos visibles pero con importante posibilidad de incidir y definir nuestra política exterior también han jugado un rol en esta situación de negarse al acercamiento regional, que merece una explicación. Entre ellos evidentemente, uno que debiera asumir su cuota de responsabilidad es el Director de Política Exterior Carlos Portales”.

“Esta falta de interés -agregó- por cumplir con lo que el programa de gobierno de la Concertación que dice textualmente que ‘nuestra política exterior tendrá como centro de gravedad y sello la promoción de una identidad regional común en América Latina. Con la región compartimos historia, cultura, limitaciones, intereses y objetivos’. Hasta hoy las señales que se emiten desde ese ministerio van exactamente en la dirección contraria, privilegiándose las relaciones con Estados Unidos y su área de influencia, con algunos países o bloques de Europa y con gobiernos de otros continentes”.

Navarro indicó que “es falso que se sostenga que algunos sólo queremos que Chile tenga relación con los países con gobiernos progresistas o de izquierda, porque eso no corresponde a la realidad. Aspiramos a que Chile tenga una política integral donde no ocurran situaciones como que aprobamos en tiempo record un acuerdo de cooperación militar con Turquía para entrenar los pilotos en los aviones que compramos a Estados Unidos, porque ellos no lo quieren hacer debido a nuestra decisión de ratificar la Corte Penal Internacional y por otro se haga un escándalo y se adopten ‘resguardos’ cuando se plantea la posibilidad de que la Presidenta viaje a Cuba”.

Prensa Oficina Parlamentaria

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *