Basura: gobierno debe exigir compromisos a los municipios

Diputado Navarro dice que apoyo debe estar sujeto a criterios de asociatividad

basura

Su convicción de que “en el marco de los apoyos que el gobierno regional puede y debe entregar a los municipios para enfrentar el tema de la basura, también deben exigirse ciertos compromisos a las municipalidades, como que en todo lo concerniente a la disposición final de los residuos exista el principio de asociatividad, porque claramente en este tema hay problemas que cada municipio no puede resolver individualmente”, manifestó el diputado Alejandro Navarro, presidente de la Comisión de Recursos Naturales, Bienes Nacionales y Medio Ambiente .

El parlamentario indicó que “claramente, el cierre de Frutillares, una decisión inevitable y largamente postergada por el Servicio de Salud de Talcahuano, acentúa la situación de crisis de los vertederos en la provincia de Concepción, porque el traslado de la basura de Tomé inevitablemente acelerará el término de la vida útil de Cosmito, acercando por ende su proceso de cierre. Frente a este cuadro hay que buscar soluciones definitivas y no de parche, como prolongar artificialmente y contra toda los principios de manejo sanitario, ambiental y de seguridad aviaria, el uso de Cosmito, especialmente cuando en la provincia existe desde haced dos años un relleno sanitario”.

“En ese contexto -agregó- parece razonable estudiar la factibilidad de implementar una estación de transferencia que permita a los municipios de Penco y Tomé trasladar sus residuos hasta el relleno sanitario de Copiulemu, dejando de lado de una vez por todas aquellos mitos como que la diferencia entre el costo de un botadero de basura y un relleno es abismante, cuando en la práctica, muchas veces las municipalidades gastan más dinero en superar todas las falencias de manejo de un vertedero que llevando su basura a un relleno. Además, como ya lo hemos dicho muchas veces, un malentendido ahorro de unos pesos de hoy, significa heredarles un gasto mucho mayor a las próximas administraciones municipales y, lo que es peor, graves problemas ambientales a las futuras generaciones”

Navarro dijo que “reste es un tema en que no se puede hacer cálculos pequeños o cortoplacistas, ni menos dejarse influir por la agenda electoral. Aquí de lo que se trata es de generar las condiciones materiales, administrativas y financieras que permitan avanzar en soluciones permanentes. Si se sigue insistiendo en contra toda lógica, e incluso en contra del espíritu de la normativa vigente, en mantener lugares de acopios que no resistan las exigencias sanitarias y ambientales, lo único que estamos haciendo es dando una pésima señal hacia las empresas privadas del rubro y que están esperando condiciones distintas a las actuales para invertir en la región”.

“De hecho -dijo el legislador del PS- en el marco de los acuerdos y tratados que nuestro país ha suscrito en el último año, claramente uno de los puntos claves, junto a reglas claras en la economía y en materia laboral, es que existan normas y situaciones en el área ambiental que demuestren que estamos a la altura de poder ser contrapartes interesantes, lo que puede llegar a convertirse en el plus que marque la diferencia a la hora de atraer inversión, en las áreas turística, comercial e industrial, temas en que nuestra región tiene mucho que ofrecer”.

Sobre lo mismo, el parlamentario indicó que la Comisión que preside entregará en marzo, “un informe sobre los problemas derivados de la existencia de vertederos y de rellenos sanitarios en el país, y que señalan claramente que los esfuerzos económicos de los municipios debieran centrarse en la recolección y transporte de los residuos, en tanto que los costos asociados a la disposición final debieran ser de cargo de los gobiernos regionales”.

“Adicionalmente, y en una medida que a estas alturas estimamos de la mayor necesidad, propondremos al Ministerio de Salud que se dicten normativas claras que determinen criterios comunes para todos los servicios del país, en el sentido de no permitir que en aquellas zonas donde existen rellenos sanitarios aprobados por la evaluación ambiental, éstos convivan con vertederos y botaderos que funcionan sin un manejo ambiental y sanitario técnicamente aceptable, toda vez que no han sido sometidos a la evaluación ambiental. Esta es la única forma de terminar con la actual situación que hoy distorsiona al sector”.

“En la misma dirección -prosiguió- la Comisión propondrá un proyecto de ley que regule esta materia, y adicionalmente se planteará a las autoridades sanitarias y ambientales la implementación de un Plan Nacional de Manejo de Residuos que incorpore estos criterios, además del criterio de asociatividad -en que la VIII Región del Bío-Bío debiera constituir un ejemplo emblemático- que permite la reducción importante de costos, especialmente para los municipios pequeños y de más escasos recursos. Todo lo anterior, tiene directa relación con la situación que hoy enfrenta la provincia de Concepción, porque los problemas que acá existen, son también los problemas de muchas otras comunas del país”.

Prensa Oficina Parlamentaria

Tags:
0 shares

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.